Ucieda, puerta al Parque Natural Saja-Besaya

Ucieda, puerta al Parque Natural Saja-Besaya

Ucieda es la referencia primera para quien accede al valle desde la hoz que da nombre al pueblo, o para quien pretende admirar las entrañas del Parque Natural Saja-Besaya.

Los tres barrios, el de Arriba, el de Abajo y el de Meca, responden a una estructura alveolar que da cabida a algunas de las soluciones arquitectónicas más características de la montaña. Palacios, como el de Escagedo, en el Barrio de Arriba, con una impresionante fachada de sillería y cuatro arcos en el soportal, o aquél otro del Barrio de Abajo, el de Quirós, con portalada y galería de estilo renacentista, que esconden una casona del siglo XVII; casonas, ejemplo de la arquitectura civil montañesa de los siglos XVII y XVIII, como las que se encuentran frente al Palacio de Escagedo.

Casas llanas renacentistas, con buenos ejemplos junto a la ermita del Moral y también casas campesinas de dos plantas con solana, o con protosolana son algunas de las formas arquitectónicas más socorridas que el visitante tendrá oportunidad de apreciar en Ucieda. Llamará también su atención la arquitectura religiosa, y entre los más preciados valores, la mencionada ermita del moral, construida en el siglo XVII bajo la advocación de San Sebastián, aunque tomaría después el nombre de la ermita existente en lo alto del monte y que une los valles de Cabuérniga y Buelna. Destaca su portada barroca con el arco de medio punto de sillares labrados.

También cabe destacar, en la zona denominada la Cuesta, la Iglesia de San Julián, cuya fábrica del siglo XVIII, reformada ya, se levanta en memoria del histórico templo en que se reunían los lugares de Ruente y Ucieda cuando formaban parte del concejo de Santillán de Ucieda.

Desde aquí, y a través del excepcional “camino de Pinillas” con unas agradables vistas sobre la mies de Ruente, el paseante podrá llegar a Gismana y continuar visitando los barrios de Ruente.

Más información - Como llegar